Los Tercios de Flandes en Alemania, Hugo A. Cañete

La Guerra del Palatinado 1620 – 1623

Bueno, pues parece que poco a poco seguimos dejando atrás complejos absurdos, y a las obras sobre Blas de Lezo y versiones no anglófilas de la Gran Armada, se van sumando también libros como este sobre los mejores ejércitos de la época, los Tercios. Este en concreto trata sobre la Guerra del Palatinado entre los años 1620-23, enmarcado dentro de la Guerra de los Treinta Años. La obra está dividida en dos partes bien diferenciadas:

La primera consiste en una fuente supuestamente de primera mano consistente en un oficial del ejército de Don Gonzalo de Córdoba que murió en la batalla de Fleurus, don Francisco de Ibarra. Evidentemente está escrito originalmente en castellano antiguo, pero actualizado por el autor para hacerlo más comprensible, aunque consiguiendo a la vez mantener el encanto de leer un texto de la época. Creo que está muy logrado. Además de esto, el escrito está profusamente comentado, aclarando informaciones a veces, o ampliándolas otras, incluyendo notas sobre los párrafos que hacen dudar de la verdadera autoría de la narración.

Esta parte de la obra abarca desde los orígenes a grandes rasgos de la Guerra de los Treinta Años, y más particularmente de la del Palatinado, hasta el invierno del 1621-22, y, como es lógico al estar escrito por una parte implicada, es totalmente parcial y falto de objetividad.

La obra es completada con una segunda parte escrita por el propio Hugo Cañete, nutriéndose de fuentes primarias del mismo S. XVII, y también de secundarias de los siglos XIX y XX. El estilo del autor, en contraste con el anterior, es sobrio e imparcial, anque no frío, ya que se le nota la pasión por la historia militar en cuando el metal resuena.

Abarca esta parte desde el invierno de 1621, donde lo dejó Ibarra, hasta el final de la guerra en el Palatinado con la batalla de Fleurus. Sobre la polémica de quién ganó esta batalla (ya que hay diferentes teorías), en la narración de Hugo Cañete se pone de manifiesto que fue una victoria española (del emperador), impidiendo al grueso del ejército de Mansfeld llegar a Flandes, y que los pocos que llegaron resultaron, por su número, irrelevantes en cuanto a su influencia en la guerra que allí se avecinaba. Lo cierto es que entra en bastante detalle como para pensar que realmente las cosas no fueron de otro modo.

Por último pero no menos importante, tengo que comentar los mapas: impresionantes. Nada menos que 28 mapas a color, algunos a página completa, con absolutamente todos y cada uno de los movimientos de tropas que se van describiendo en los textos, incluso los que parecen más insignificantes. Las unidades están representadas con sus banderas correspondientes y las ciudades son imágenes en miniatura de las reales. Una preciosidad. Y además 18 croquis de las 4 batallas importantes de la guerra, donde las unidades están representadas también mediante miniaturas. No se puede lograr mayor claridad para realizar el seguimiento tanto de la guerra como de las batallas. En muchos libros de historia militar puedes llegar a “desorientarte” en ocasiones. Aquí, imposible.

Para completar, un listado con las coordenadas geográficas de las ciudades, pueblos y castillos que aparecen en el libro, por si algún lector quiere hacer turismo o mirarlo en un visor de mapas online.

FICHA DEL LIBRO:

Colección Historia de los conflictos

14,8×21 cm.
Nº de páginas: 410 págs.
Incluye 27 páginas con mapas y croquis de batallas a todo color
Lengua: CASTELLANO
Encuadernación: Tapa blanda
ISBN: 9788494288418
Año edición: 2014

4 pensamientos en “Los Tercios de Flandes en Alemania, Hugo A. Cañete

  1. Qué gran reseña, Teiter. Espero que Platea no abandone este tipo de proyectos innovadores.

    Efectivamente, los mapas están muy cuidados. Me gustan mucho.

    Saludos.

  2. Muchas gracias Teiter por tu magnífica reseña. Leyéndola creo que he logrado más que menos los objetivos que me propuse: acercar la historia y los textos clásicos (en la mayoría de los casos inalcanzables) a la gente, para que pueda ver como pensaban, como sentían y como actuaban nuestros antepasados. Con los mapas ocurre otro tanto. Como aficionado a la Historia Militar se lo que es desorientarse leyendo una campaña. Los mapas son fruto precisamente de esa frustración de aficionado. En definitiva, un poco de aventura y un poco de Historia, una aventura histórica.

    Saludos también a Isidoro, con el que ya va haciendo demasiado que no mantengo una conversación de las que nos gustan 😉

  3. Creo que ha sido un éxito de ventas por lo que hay que felicitar a Hugo y a Platea que sacan al mercado publicaciones que la gente demanda y paga por ellas.

  4. Pingback: Historia militar de los Tercios, por Hugo A. Cañete – HISPÁNIDA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *