La Guerra del General Escobar, Jose Luis Olaizola

la guerra del general escobar (3ª ed.)-jose luis olaizola sarria-9788432070174

“Ante mi tumba ya abierta le aseguro que prefiero estar en contradicción con la historia antes que con mi conciencia” (Antonio Escobar Huerta)

Y sigue en contradicción con la historia de este país pero no en el corazón de muchos españoles que han conocido su historia y que están por descubrirla.

Y es que este católico y conservador coronel de la guardia civil estaba destinado en la ciudad de Barcelona el 18 de julio de 1936. Logró fustrar la sublevación rebelde dirigida por Manuel Goded socorriendo a las milicias anarquistas por lealtad a la Generalitat de Catalunya y su presidente Lluís Companys. Logro hacerse con el Hotel Colón en manos de los golpistas,entre ellos sus hijo José. Ahí empezaron sus intensas contradicciones, pero consiguió vestir de paisano a su hijo y enviarlo de incógnito a Italia y alejarlo así de la situación convulsa que se vivía en las calles de Barcelona y en el resto de España. Pero sería  el asedio y desalojo del convento de las Carmelitas en la calle Lauria lo que sellaría su destino.

Olaizola fue galardonado con el Premio Planeta en 1983 por esta magnífica novela que os recomiendo encarecidamente y de la que no quiero desvelar mucho más por tratatarse de una novela corta, de no más de 150 páginas en formato ebook.

La Nueve fue mi última reseña en Novilis y todavía permanece en mi memoria muchos pasajes del libro. La Guerra del General Escobar creo que permanecerá también por mucho tiempo en mi memoria.

En un tiempo extremadamente convulso un hombre dió una lección tremenda de lealtad, de mantenerse indoblegablemente fiel a uno mismo, y esa, es una lección eterna de valores humanos que Olaizola ha recuperado para que todos rindamos homenaje a otro héroe injustamente olvidado, uno más, por la historia de este país.

“Las guerras hay que saber perderlas”-dijo el general Escobar.

“Y ¿quién le garantiza a usted que nosotros vamos a saber ganarla?”-respondió el capitán Yagüe

DATOS DEL LIBRO
Nº de páginas: 192 págs.
Encuadernación: Tapa blanda
Editorial: PLANETA
Lengua: CASTELLANO
ISBN: 9788432070174

6 pensamientos en “La Guerra del General Escobar, Jose Luis Olaizola

  1. ¡Qué buen recuerdo tengo de este libro que reseña Xavi! El general Escobar fue un personaje íntegro, leal al Gobierno y que seguramente tuvo que superar muchas contradicciones internas para poder mantener esa fidelidad, uno de sus hijos era un militante aguerrido de Falange y otra de sus hijas iba para monja…¡ahí es nada! La novela es una especie de memorias, ya que está escrita en primera persona y desde luego, como bien ha comentado Xavi, es corta y amena de leer. El protagonista desde luego lo merece.

    Un saludo.

  2. Escobar es un personaje histórico tal y como se cuenta en esta novela. Y es un personaje que simboliza la guerra civil entre el mismo universo militar: dependiendo de donde te encontraras destinado en julio de 1936 iba a ser tu destino. Franco fusiló a un primo suyo de tendencia republicano en los primeros momentos del golpe militar y los republicanos fusilaron a los generales Capaz y Navarro en las sacas de Paracuellos. Si Escobar hubiera estado destinado en Segovia ¿se hubiera sublevado con los demás militares?¿si en Barcelona no hubiera secundado al general Aranguren y a los anarquistas hubiera sido fusilado por éstos sin mas miramientos?¿debía salvar a un hijo golpista cuando él fue leal al gobierno legítimo por un juramento de fidelidad al gobierno legal? ¿por mandato legal debía de haber participado en fusilamientos de religiosos con los que compartía creencias y simpatía ideológica?
    Es un caso claro de dilema moral que no es fácil juzgar desde fuera. Tampoco voy a desvelar el final aunque si diré que se hizo una época sobre este tema, muy pobre de producción, y el papel de Escobar lo interpretaba Antonio Ferrandis que aún no era “chanquete”.

  3. Por supuesto Viçent, con el general Escobar tenemos un caso bien representativo de lo difícil y terrible que puede llegar a ser una guerra entre compatriotas, además Escobar tampoco era un personaje que podríamos haber calificado de progresista, seguramente era más conservador y orientado hacia lo que entonces se denominaba un hombre de orden que otra cosa, su papel en Barcelona manteniendo a la mayoría de la Guardia Civil fiel al Gobierno no es una cosa menor, fue fundamental para vencer a los sublevados y seguramente más definitiva que la milicia anarquista. Son muchos los protagonistas que vivieron aquellos primeros días de rebelión en Barcelona y que afirman que la participación de la Benemérita fue crucial para derrotar a los alzados.

  4. Es tan singular el papel de Escobar cuando en muchas partes de España los milicianos asaltaban los cuarteles de la Guardia Civil, sobre todo en la España rural, como símbolo de opresión de los agricultores que ocupaban fincas que practicaba la Guardia Civil. Al suegro de Miguel Hernández, cabo de la Guardia Civil, lo mataron en Elda simplemente porque en la época se veía a los guardia civiles como “esbirros de los plutócratas”. Tan “mala fama” cogió la Guardia Civil a partir del 18 de julio en la zona republicana que le cambiaron el nombre y quedó en Guardia Nacional. Todo esto hace mas curioso y singular el caso del coronel Escobar y su jefe el General Aranguren.

  5. Ya lo he dicho en la reseña pero me reiteró,en el terreno personal la historia del General Escobar supone una descomunal lección de integridad,honestidad y respeto.Subrayó lo de descomunal por la situación y por,como bien dice David L,las creencias conservadoras del General que suponían ese esfuerzo descomunal en sobreponerse al dilema interno.

    Saludos.

  6. Tengo yo dos anécdotas referida al general Escobar.
    La primera es que asistí al rodaje de una escena que se hizo en la puerta de la Facultad de Letras de Plaza Universidad. Una cosa muy simpática, con Ferrandis vestido de guardia civil.
    La segunda es que el hijo de un hombre cercano a Companys me contó que se encontraba en via Laietana el 18 de julio con él y vieron subir por la calle a un destacamento de la Guardia Civil. Al llegar frente a ellos, nadie sabía en ese momento si estaban con el Gobierno o con Goded. Los guardias formaron en el centro de la calle y presentaron armas a Companys. Ahora allí hay un hotel.
    Saludos

Responder a Xavi Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *