La Gran Guerra 1914-1918, Marc Ferro

“Larga, dolorosa, mortífera, la Gran Guerra mostró cómo se mataban unos a otros millones de hombres que todavía la víspera juraban ‘guerra a la guerra’. Fueron compañeros de armas de aquellos a quienes acusaban de ser militaristas, patrioteros, belicistas, e igualmente de millones de otros hombres que hicieron la guerra por deber o incluso sin saber muchos por qué”. Así comienza este magnífico libro del historiador francés Marc Ferro sobre la que iba a ser la “última de las últimas” guerras, la guerra en la que se jugaba el destino de Europa, pero que sin embargo había comenzado con el magnicidio de un archiduque austriaco en Sarajevo que nadie –ni siquiera su tío, Francisco José, o quizás el menos aún que otros- sintió especialmente, y que costó la vida a veinte millones de seres humanos.

La de 1914-1918 fue una tempestad que conmocionó los cimientos de aquela Europa de la Belle Epoque que había estado jugando al tenis junto a la pérgola y gustado de las ventajas del progreso y de la industrialización, pero que llevaba dentro, como un cáncer, la misma mecha que encendió el conflicto: competencia entre estados, colonialismo, planes de dominio a escala continental, viejas rivalidades étnicas y territoriales, etcétera. Cuando en 1918 las armas callaron por agotamiento, el Imperio Austro-Húngaro estaba en proceso de demolición, la revolución bolchevique había triunfado en Rusia, Estados Unidos ratificaba su estatus como potencia mundial y los problemas y resentimientos que provocarían el ascenso del fascismo estaban a la vuelta de la esquina: un cabo llamado Adolf Hitler estaba en Munich con una mano delante y otra detrás sin saber bien qué hacer con su odio, aunque pronto le encontraría un rinconcito en la mente de los alemanes.

Marc Ferro, con un estilo muy ágil, elegante y a la vez preciso, disecciona la época y las claves de la guerra en cada una de las cuatro partes de la obra:

1. ¿Por qué tuvo lugar la guerra? Los grandes planes de preguerra (Schlieffen, Plan 17); la crisis que llevó a la movilización y la forma en que se imaginó una guerra que no fue.

2. La Gran Guerra: formas, métodos y fines. El concepto de guerra total, en el que derivó la contienda, desde las primeras batallas de la guerra de movimiento hasta el estancamiento de la guerra de trincheras. Las batallas monstruo, tales como Verdun, el Somme, Passchendaele… Las nuevas armas: tanques, gases, alambradas, aviones, submarinos.

3. La guerra en tela de juicio. Tampoco olvida el autor la retaguardia, la psicología de social que animó la guerra y la batalla económica que libraron los estados para ganarla; las luchas de los trabajadores, la nueva burguesía que se enriqueció con la guerra; la militarización de los gobiernos en perjuicio de los sistemas parlamentarios; el clima ideológico y moral, etcétera.

4. Las metamorofosis, en la que repasa finalmente la imagen que la guerra tuvo en los contendientes y la amarga victoria que supuso para Europa una guerra que incubó otra al cabo de veinte años, dando la razón a aquellos que, desde diversos puntos de partida ideológicos, hablan de una “guerra civil europea” o una “segunda guerra de los Treinta Años”.

Más que un libro centrado en las operaciones militares (para eso, mejor The First World War, de John Keegan, aunque hay muchos otros, pero no son Keegan…) Ferro, muy en la línea de la historiografía francesa moderna, nos ofrece una gran visión de conjunto apoyada por un análisis de la “otra guerra” que va más allá de los aspectos tópicos y típicos.

Y como ahora estoy en plena y convulsa lectura de libros sobre la Guerra del 14, la semana que viene más de lo mismo. Espero no cansaros.

Salud y buenas lecturas

AN/ISBN: 9788420679273
Materia:Historia contemporánea universal
Editorial:ALIANZA EDITORIAL, S.A
Lengua: Castellano
Nº Edicion: 1

9 pensamientos en “La Gran Guerra 1914-1918, Marc Ferro

  1. Hola leiva. Si nos traes una publicación de la Gran Guerra, es bienvenida ¡gracias!. Dices que para la próxima más de lo mismo, pues mira que para «más de lo mismo» la archiconocida II Guerra Mundial, te bombardean con ella hasta la saciedad, pero claro, hay que hacer el agosto y mientras se compre…
    La publicación que reseñas es una obra que ya está descatalogada. ¡Podrían reeditarla!.
    De los autores que hablas, pues se agradece un autor francés como Ferro, que se pronuncie con su obra sobre la Gran Guerra, pues acostumbrados a tanto anglosajón (como pasa con la II GM) da gusto nuevos aires.
    Bueno, quisiera decir que el libro también nos ilustra (como indicas) sobre todos aquellos comerciantes (países) que en la retaguardia se enriquecían comerciando con el enemigo a través de las naciones neutrales. Ganaban millones con la sangre que se derramaba en las trincheras y otros lugares ¡Ah! que detestable, pero en fin… como la vida misma.

    Un saludo.

  2. Supongo que conforme se acerque el 2014 tendremos multitud de libros sobre la Gran Guerra. A parte del libro de Keegan, un libro que cumple muy bien su función de analizar tanto el plano militar como el político, social y económico es el de Morrow, ya comentado en varias ocasiones por aquí.

  3. Sí que espero que en 2014 nos inunden con libros sobre la guerra de 1914-1918. Tanto franceses como ingleses tienen buenos libros sobre la guerra, especialmente los primeros. Desconcozco la bibliografía en alemán y no digamos la de otros contendientes.
    El atractivo del libro de Ferro es que da una visión general acompañada de una reflexión filosófica, así que no es la típica visión generalista. No sé si conocéis su Libro negro del colonialismo o ¿Cómo se cuenta la historia a los niños?, pero son libros interesantísimos de un gran escritor.
    Los parásitos de la guerra siempre están activos, sí, JF, una catástrofe. Parece ser que cuando en 1898 el zar Nicolás convocó la famosa conferencia de La Haya, todos se le cachondearon en plan «Mira, el Pacificador», etcétera. Y luego mira comoa cabaron todos.

  4. La verdad es que el Pacificador Nicolas II fue uno de los responsables del estallido de la Primera Guerra Mundial, y si se hace caso de algunas versiones de la crisis de julio de 1914, su gabinete ministerial el promotor principal.

  5. Muy buena y clarificadora reseña, hace tiempo que tengo en seguimiento este libro de Marc Ferró y creo que me acabas de convencer para hacerme con él. Últimamente también he estado muy “pillado” con las lecturas sobre la IGM, es un tema que me interesa cada día más. A pesar de alguna dificultad voy leyendo libros en francés y confirmo lo comentado por Leiva, la infinidad de publicaciones sobre la Gran Guerra en este idioma es realmente apabullante. En español,no sé si lo habréis leído, pero a mí me encantó el libro “Historia Militar de la Primera Guerra Mundial”, de Felipe Quero Rodiles, Editorial Silex, 2009, Madrid. Es una obra puramente militar, abarca todos los frentes y puede ser un buen complemento a lecturas como las reseñadas por Leiva.
    Un saludo.

  6. Sí, David L, un servidor ha leído la obra que mencionas de de Quero Rodiles (general retirado), y creo que es buenísima, excelente. Bueno, ya que mencionas al autor, te puedo decir que le sigo por otras publicaciones, y te puedo decir que en el plano militar su obras son de lo mejorcito que tenemos en España.

    Saludos.

  7. Yo tambien tengo la esperanza de que, según nos vayamos acercando al 2014, los editores se animen a publicar obras sobre la Gran Guerra, y se se trata de trabajos específicos sobre tal o cual campaña, mejor que obras generalistas (que ya tenemos unas cuantas.
    Por cierto Leiva, te recomiendo que trates de encontrar (si no esta descatalogado) «Las riendas de la Guerra» de C. Barnett (editado por el ejército)…..es canela fina.
    Un saludo

  8. Gracias por la recomendación, Palencia. Conozco el libro: The Swordbearers, de Corelli Barnett. Efectivamente es un gran libro. También he de decir que he estado leyendo Los cañones de agosto, de Barbara Tuchman, y lo he encontrado un poco superficial. Me gusta mucho esta autora y La torre del orgullo, por ejemplo, creo que es mejor. No digo que el libro sea una nulidad, pero me ha decepcionado bastante.

  9. Hablando de obras, editoriales y de hace bien poquito (aquí en España) la revista «La Aventura de la Historia» terminó por poner a la venta 8 fasciculos de 52 páginas cada uno de la obra: «La I Guerra Mundial. Como nunca se la habían contado».Para iniciados en el tema creo que es muy apropiada ademas de llevar fotografías ilustraciones y mapas muy buenos. Por otro lado, en el més de septiembre 2010, el Grupo Anaya puso a la venta (entre otros) el libro de José Emilio Castelló «La Primera Guerra Mundial: La Gran Guerra», una obra sobre todo destinada para chavales de la E.S.O, y Bachillerato (aunque en general para iniciados en la I GM sirve de sobra). Es poquito, pero algo es algo. Espero que para cuando se acerque el año 2014 y por parte de autores españoles se publique algo (seguro que lo hacen los anglosajones y franceses, esperemos también lo hagan los alemanes), sería de agradecer.

    Un saludo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *