Europa bajo los escombros, Fernando Paz

europa bajo los escombros-fernando paz-9788496840362

Los bombardeos aéreos durante la Segunda Guerra Mundial

“Europa bajo los escombros” es el primer libro publicado por Fernando Paz, profesor de Historia y especialista en la IIGM. Mi intención al comprar este libro fue la de encontrar alguna explicación político-militar a los tremendos y devastadores bombardeos sobre las ciudades alemanas durante la IIGM. El libro del autor alemán, J. Friedrich, titulado “El Incendio. Alemania bajo los bombardeos 1940-1945” no me convencía tras haber leído las críticas de otros compañeros, por eso me decidí por este de Fernando Paz.

El libro está estructurado en tres grandes partes, con una introducción que nos relata el espantoso bombardeo de la ciudad alemana de Dresde aquel martes de carnaval de febrero de 1945. El autor busca situar al lector desde el primer momento en la terrible y despiadada estrategia en cuanto al uso de los bombardeos aéreos contra civiles indefensos, así que nadie se puede llevar a engaño con la tesis que Fernando Paz va a desarrollar a lo largo y ancho de las 340 páginas de las que dispone este libro.
La primera parte de las tres que he mencionado anteriormente está dedicada a explicar las distintas visiones que sobre el arma aérea se tenía entre los que serían los protagonistas de la contienda mundial, URSS, GB, EEUU, Francia y, por supuesto, Alemania, antes de que estallara el conflicto. Para los alemanes la Luftwaffe debía de servir como apoyo a las tropas del frente a fin de favorecer la ruptura de éste, además de conseguir como primer objetivo la destrucción de la fuerza aérea enemiga, en este punto coincidía con la postura estadounidense. Los británicos abogaban por la utilización de los bombardeos como arma estratégica, y para ello llegaron a la conclusión de que una fuerza aérea poderosa podría llevar a una victoria total frente al enemigo. El autor defiende también en esta primera parte que el Reich alemán no previno en sus planes originales una posible guerra con GB, marcando este hecho su política estratégica y de rearme en cuanto al arma aérea se refiere. La falta de una producción de bombarderos de largo alcance parece avalar esta teoría de Fernando Paz. Hitler, al menos a corto plazo, no planteaba como imprescindible el bombardeo estratégico.

La segunda parte del libro se centra en describir el bombardeo alemán, realizando un repaso inicial sobre la campaña de 1939-40 e incidiendo de lleno en la gran campaña aérea en la IIGM, La Batalla de Inglaterra. La teoría del error de Goering de sustituir los ataques contra la industria y las defensa británicas por el ataque a Londres y las principales ciudades inglesas es puesto una vez más en evidencia. El autor defiende que el ataque a Londres no fue premeditado ni planeado conscientemente, sino que se originó debido a una improvisación causados por diversos factores y que este hecho fue decisivo para el transcurrir de la guerra aérea en el futuro. Churchill se lleva todos las críticas de Fernando Paz al acusarle veladamente de la utilización cruel que de este ataque sobre la capital inglesa hizo el Premier británico. Esta fue la excusa que le sirvió como garante a Churchill para comenzar los ataques aéreos contra ciudades alemanas.

La tercera y última parte de este libro se dedica íntegramente a detallar la campaña de bombardeos aliados al Reich, comenzando con una narración de los tibios inicios entre los años 1939-1941, para pasar más adelante a describir más concienzudamente los ataques de 1944-1945. El autor cuestiona la autoridad moral de los aliados para justificar o afirmar que todos los ataques estaban presididos por los más altos ideales. En ocasiones es verdaderamente duro con Churchill y Roosevelt , a los cuales acusa de utilizar el ataque indiscriminado a civiles como arma política más que estratégica.

En estas líneas he querido explicar brevemente la composición de este libro. Ahora valoraré mi opinión personal sobre el mismo.

La lectura es amena y entretenida a la vez, es un libro que se lee con suma facilidad, nada espeso y muy directo. Aunque por el título pueda parecer que el libro va a estar dedicado exclusivamente a describir los ataque aéreos que sufrió Europa entre 1939 y 1945 nada más lejos de la realidad. Fernando Paz diserta sobre la política estratégica aliada extensamente, de tal manera que no esperéis encontraros con un libro puramente “militar”, el contexto socio-político está presente a lo largo y ancho de toda la obra. Como pega al mismo comentar que tal vez echo de menos una reflexión más crítica con la estrategia alemana en todos sus aspectos, ya que a veces resulta demasiado duro con los aliados frente a una excesiva defensa justificadora de las tácticas alemanas. Al menos a mí me lo ha parecido así.

Un saludo.

Editorial: Áltera
Título: Europa bajo los escombros
Subtítulo: Los bombardeos aéreos en la Segunda Guerra Mundial
Autor: Fernando Paz
Notas: 420p. R.240×160
Fecha de Edición: 2008
Precio: 23,00 €
Idioma: Español

2 pensamientos en “Europa bajo los escombros, Fernando Paz

  1. Gracias por la reseña, David. El profundo sesgo ideológico del autor creo que explica las pegas que has detectado en su libro.

    Saludos

  2. Hace bien poco terminé de leer el libro de Stphen Bungay ( La batalla de Inglaterra, Ariel, 2008) y las conclusiones no podían ser más alejadas de las que nos plantea Fernando Paz. Para el primero hay que desmitificar el hecho de que la Lufttwaffe fracasara en su intento de vencer en los cielos británicos porque no estuviera equipada correctamente, sino que la causa podría deberse a una utilización inadecuada de sus fuerzas, básicamente el error vendría de sus máximos jefes del arma aérea, es decir, del mando de Goering. Fallo en la dirección más que en el equipamiento.

    Para Fernando Paz no parece que ese fuera el principal error, Hitler nunca se planteó tener que atacar a GB, o al menos pensar en una invasión y para ello su fuerza aérea no fue preparada estratégicamente para ese cometido. ¿Qué pasó? Pues que la industria armamentística germana no construyó ni desarrolló los bombarderos de largo alcance, además la Luftwaffe debía asumir un papel de apoyo a las fuerzas terrestres y consecuentemente debería eliminar a la aviación enemiga para así seguir combatiendo eficazmente en tierra.

    Como veis son dos concepciones totalmente opuestas.

    Un saludo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *